labicikleta.com ahora es PEDALIA.cc

Cómo usar tu u-lock correctamente

Para mantener tu bicicleta lo más segura posible, no basta con tener el mejor candado. Para aprovechar la máxima seguridad que te puede ofrecer un u-lock hay saber usarlo de manera correcta.

En este artículo te compartimos las recomendaciones para usar un u-lock de la manera más efectiva posible.

Dónde y cómo usar el u-lock

Primero que nada es importante recalcar que no existe candado o antirrobo invencible. El secreto está en hacer a tu bicicleta más difícil de robar que la que está a un lado.

La mayoría de los robos son perpetrados por ladrones oportunistas, así que si le haces más difíciles las cosas reducirás enormemente la probabilidad de que se roben tu bicicleta. Para aumentar la efectividad de cualquier candado hay que considerar tres factores:

  1. Deja la bicicleta en un sitio visible y bien iluminado
  2. Sujeta el candado a una estructura firma y difícil de cortar
  3. Asegura la bicicleta según el valor de sus componentes
u-lock sujetando únicamente el cuadro
Un ejemplo de lo que no debes hacer.

1. Busca un sitio visible y bien iluminado

Lo primero que tienes que hacer es encontrar un lugar que tenga buena visibilidad, de preferencia con tráfico de peatones. Si es de noche o es en interior procura que el lugar en donde pretendes encadenar la bicicleta esté bien iluminado. De ser posible, busca un sitio con cámaras de seguridad.

El tiempo es un factor importante para un ladrón de bicicletas. Al dejar la bicicleta en un sitio visible se reduce la ventana de tiempo en la que el ladrón puede intentar forzar el candado. Un u-lock con alto nivel de seguridad tomará un par de minutos, con herramientas mecánicas, para ser cortado. Así que entre más ojos haya sobre la bicicleta, la probabilidad de que intenten siquiera robarla será menor.

2. Encuentra una estructura fija y difícil de cortar

Antes de asegurar tu bicicleta revisa que la estructura no se pueda mover o desatornillar con facilidad. Si se trata de un poste es importante que sea lo suficientemente alto para que no puedan levantar la bicicleta para sacar el candado.

Es de vital importancia que el material de la estructura sea igual o más difícil de cortar que tu candado. Si encuentras un bici-estacionamiento revisa que esté bien fijo y que no haya sido cortado previamente (un truco usado por ladrones).

3. Asegura tu bicicleta de acuerdo al valor de los componentes

Debido a su forma y dimensiones los u-locks tienen algunas limitantes en cuanto al tipo de estructuras que se puede fijar y las partes de la bicicleta que puedes asegurar. Por tal razón hay que jerarquizar las partes de la bicicleta de la siguiente manera:

  1. Cuadro
  2. Rueda trasera
  3. Rueda delantera

En una situación ideal, usarías dos u-locks. El primero para asegurar el cuadro y la rueda trasera, mientras que el segundo se utilizaría para proteger la rueda delantera. Sin embargo, en ciertas situaciones está no es la alternativa más práctica.

Alternativamente, y tomando en cuenta la jerarquía antes mencionada, se puede optar por combinar el u-lock con algún otro sistema. Por ejemplo, se podría combinar con una cadena, un cable de acero o algún otro tipo de candado ligero.

Cualquiera que sea el caso, el u-lock deberá usarse para asegurar el cuadro y la rueda trasera de la bicicleta. El candado adicional se usará únicamente para proteger la rueda delantera, ya sea fijándola a una estructura o directamente al cuadro de la bicicleta.

Cómo sujetar el cuadro y la rueda trasera

Opción A – Sujeta la rueda trasera y el cuadro

Asegura la rueda trasera y el cuadro de la bici

En algunos casos será posible sujetar el candado de tal manera que el grillete abrace la rueda trasera y el tubo de asiento, o alguna de las vainas como se muestra en la imagen aquí arriba. Este método es más fácil con u-locks con grilletes largos.

Opción B – Sujeta la rueda trasera a través del triángulo del cuadro

U-lock sujetando únicamente la rueda trasera
Partes de la bici

Existen casos en los que resulta difícil, o imposible, sujetar la rueda y el cuadro al mismo tiempo, especialmente si se usa un u-lock con dimensiones pequeñas.

En estos casos, podrás asegurar el cuadro y la rueda trasera, sujetando únicamente a la rueda con el grillete. El secreto está en asegurarte de que el candado queda entre el triángulo trasero del cuadro. Este triángulo es el que se forma entre el tubo de asiento y las vainas superiores e inferiores de la bicicleta.

Es cierto, es posible cortar el aro y la llanta. Pero hay que tomar en cuenta que en la gran mayoría de los casos la misma bici robada funciona como vehículo de escape. Sin rueda trasera no llegarán muy lejos. Además, la rueda trasera es lo más valioso después del cuadro y un ladrón no querrá dañarla.

En ambos casos, si tu rueda delantera usa bloqueo, retírala y de ser posible asegúrala con el candado o llévala contigo.

Otros consejos útiles

  • Deja la menor holgura entre el grillete para evitar que se use un gato para forzarlo
  • Mantén el u-lock alejado del piso para dificultar el uso de palancas
  • Procura que la cerradura del u-lock apunte hacia abajo, así más difícil forzarla

¿Sigues amarrando tu bici con un cable de acero?

Los cables de acero no sirven para asegurar tu bicicleta. Como ya se mencionó, su uso se recomienda únicamente como sistema secundario para amarrar la rueda delantera.

Si todavía no tienes tu u-lock te invitamos a que revises nuestra selección de los mejores candados para bicicleta. En esta lista encontrarás candados certificados con nivel de seguridad Bicycle Gold y Silver por Sold Secure. Adicionalmente, encontrarás todo lo que necesitas saber para determinar el nivel de seguridad que necesitas.